jueves, 10 de marzo de 2011

8 de marzo mujeres, tolerancia y paz

Creo que nunca me he sentido discriminada por ser mujer. No que no me haya enfrentado a comentarios machistas, opiniones discriminatorias, y actitudes y hasta leyes, pero yo no he dejado que me definan como persona. Siempre pienso que yo no tengo porque agachar la cabeza o dejar de pelear por lo que creo, solo por el hecho de que alguno (o hasta alguna) considere que por ser mujer no debería hacerlo.
Pero  esto puede deberse en parte a mi educación, a las oportunidades que he tenido y a la filosofía que he escogido para vivir. No me siento menos que nadie, ni más que nadie. Ni por ser mujer, ni por ser latina, ni por ser alta, ni por ser tica, ni por ser educada, ni por no tener un título, ni por tener carro (o no tenerlo), o casa, computadora,celular, o por no tener un ipad, una casa en la playa o un millón de dólares!

Pero en el día internacional de la mujer, ver las imágenes de tantas, demasiadas, mujeres discriminadas, violadas, vapuleadas, con temor en sus ojos y en su corazón, con ira y valor en los ojos que apenas se vislumbran detras de algún velo, a veces material, a veces mental.... el dolor, la impotencia, el grito de auxilio.


Creo que ser un ser humano va más allá del género, la raza, el credo, la condición socio económica y cultural.  Y creo, firmemente espero y tengo fé en que algún día, los seres humanos podrán vivir juntos, en armonía con la naturaleza, sin etiquetas ni discriminación.